Buscar este blog

sábado, 15 de octubre de 2016

VIVAS NOS QUEREMOS - por LUCÍA PÉREZ y por todas

16 años tenía Lucía Perez, la adolescente que violaron y mataron entre más de dos tipos. La drogaron y la violaron reiteradas veces no solo con sus miembros viriles sino también con objetos contundentes y, cuando vieron que se estaba muriendo, la lavaron, la vistieron y la llevaron al hospital fingiendo que (cito palabras textuales) ¨se desplomó¨ como por causas naturales. 
Lo que causó su muerte fue el exceso de dolor producido por un empalamiento anal que hizo que su corazón deje de latir producto de un paro cardíaco (el empalamiento es un método de ejecución donde la víctima es atravesada por una estaca).
Por el caso fueron detenidos dos hombres mayores: Matías Farías (23) y Juan Pablo Offidani (41), hijo de un conocido escribano de la ciudad, y se investiga la actuación de un tercero. El lugar donde transcurre el horroroso femicidio es una vivienda "digna" de un barrio de clase media en Playa Serena, Mar del Plata.
No son casos aislados. Los violadores, golpeadores y femicidas no son personas con problemas de conducta o falta de educación, son hombres comunes como el almacenero de la esquina o el tío Pepe, hijos de un mundo donde las mujeres son objeto de uso y abuso en cada uno de los espacios que habita, donde se normaliza y se bromea con la violación y el abuso sexual en todos y cada uno de los medios de comunicación masiva, en las obras de teatro y espacios culturales.
El odio hacia las mujeres y la violencia de género se practica histórica y sistemáticamente desde que el mundo es mundo.
Cada 30 HORAS en nuestro país una mujer muere asesinada, violada, torturada, desgarrada por dentro, acuchillada, embolsada, quemada.
Las 90.000 mujeres que participamos del 31º Encuentro Nacional de Mujeres - Rosario - octubre 2016 NO estamos locas, NO nos levantamos un día cruzadas y salimos a romper todo.
Queremos andar por el mundo sin temor a ser violadas, con exactamente las mismas libertades y derechos con los que circula por la vida cualquier varón.
Queremos un mundo donde las pibas puedan salir, divertirse, relacionarse y vestirse como les dé la gana.
No vamos a pedir permiso, por favor, ni perdón por escrachar, vomitar, pintar, escupir, apropiarnos y gritar sobre las calles que nos quitan cada día. Caminando cada noche con el culo en la mano y el nudo en la garganta de tanto manoseo en los medios de transporte, de sentir la persecución constante del pajero que te corre con la pija en la mano, de tanto abuso diario, cotidiano, desgastante, humillante, agotador.
Nos cansamos de pedir respeto: LO EXIGIMOS.
Sí, es verdad, no lo vamos a negar, quisiéramos hacer una grandísima hoguera con el mundo machista que nos viola, nos silencia, nos ignora, nos humilla, nos invisibiliza, nos utiliza y asesina.
No pensamos todas lo mismo ni actuamos de la misma manera, pero estamos hermanadas por la misma bronca, por los mismos abusos, por la infancia rota, por el silencio cómplice, por la infinita tristeza y por la libertad que nos quitaron.
PORQUE VIVAS NOS QUEREMOS
POR TODAS ELLAS
19 de OCTUBRE -NOSOTRAS PARAMOS.
13 a 14hs. Cese de las actividades
17hs. Corte en el Obelisco. Marcha a Plaza de mayo

No hay comentarios:

Publicar un comentario